Repasando las notas de la entrevista a Gabi Martínez

En el cuaderno de viajes del número 82 de la revista Altaïr (monográfico dedicado a Londres) se publicó la entrevista que realicé al escritor Gabi Martínez a propósito de la reciente publicación de En la Barrera (Ed. Altaïr). Las últimas noticias que llegan de Australia, lugar donde se desarrolla la obra, me han empujado a rescatar este magnífico itinerario a través de Queensland, junto a la Gran Barrera de Coral, de la estantería donde descansaba.

Imagen de iDies
Clasificado en:

Prisionero de un burro en un bar de cowboys

 

         Éramos jóvenes y líbres. Éramos felices. Poul -danés-, Helle -también-, y yo. Y nuestro Kingswood blanco, modelo gigantesco, comprado de enésima mano por 800 dólares. Cruzábamos Australia. La recta de la carretera nos llebaba hasta el infinito. El cielo, azul sin mácula, regalimaba quemazón de luz.

Imagen de jBartroli
Clasificado en:

Queensland, selva y coral (y V): Hacia el desierto australiano

         Detrás de todo esto, de Cairns, de Townswille, de Mackay, en el outback, hay el desierto rojo de Australia. La Flinders Highway, que sale de Townswille, lleva directamente hacia allá. Nomás adentrarse en el continente y dejar el Océano Pacífico a las espaldas, la exuberante vegetación selvática evoluciona rápidamente hacia otra de tipo más seco.

Imagen de jBartroli

Queensland, selva y coral (IV): Por las carreteras de Capricornia

          Al oeste de Cairns se extienden las Atherton Tablelands, una meseta salpicada de colinas, de lagos de cráter, de soberbias cascadas y de pequeñas aldeas. La altitud alivia los calores de la costa. Y la tierra volcánica hace de las Tablelands una de las comarcas agrícolas más fértiles de Queensland: tabaco y arroz. Además, conservan retales de selva pluvial primigenia: los mejores en Kuranda, lago Eacham y lago Barrine.

Imagen de jBartroli

Queensland, selva y coral (III): Como un pez en la Gran Barrera

         Para hablar de la Gran Barrera de Coral australiana es obligado usar superlativos. Sus 2.000 Km. de largo -desde Nueva Guinea hasta el trópico de Capricornio- la hacen la mayor barrera coralina del planeta.

Imagen de jBartroli

Queensland, selva y coral (II): La Australia más salvaje

         Cabo Tribulación es solo el comienzo de una de las regiones más inhóspitas y despobladas de Australia: la península del Cabo York. La carretera de Cairns todavía llega hasta Cooktown, 340 Km. al norte: una aldea lánguida al borde de la tierra sin nadie. Llegó a tener 30.000 habitantes durante la fiebre de oro del río Palmer, en 1874. Ahora solo acoge 900.

Imagen de jBartroli

Queensland: selva y coral (I): Días de descubrimientos en Cabo Tribulación

         Una marea verde oscura desciende las montañas por crestas y vaguadas hasta la llanura, continúa por ella y llega hasta la cenefa dorada que bordea el azul perfecto del mar. En el horizonte, penínsulas azuladas muy lejanas, islotes. El aire es tan transparente que lo más distante es visible como si estuviera cerca; nada lo contamina en cientos de kilómetros.

Imagen de jBartroli
Distribuir contenido Suscribirse a Queensland